Áreas de trabajo

Adultos: depresión, ansiedad, estrés, inseguridad, autoestima, sexualidad, trastorno obsesivo compulsivo, fobias, ataques de pánico, estrés postraumático, trastornos de personalidad.

Adolescentes: conflictos, estados de confusión, agresividad, dificultades en los estudios, trastornos de la sexualidad, dificultades con la familia, estados de angustia, apatía, trastornos de la alimentación.

Niños y niñas: dificultades con el aprendizaje, miedos, fobias, trastorno por déficit de atención con o sin hiperactividad, angustia, trastorno generalizado del desarrollo, autismo,  dificultades en la adquisición del lenguaje.

Formación: talleres para padres y madres, formación del profesorado sobre la subjetividad infantil y adolescente y los conflictos en la  educación, formación sobre intervención con menores en situaciones de riesgo.